El año pasado Facebook introdujo una opción para anunciantes para conocer si los usuarios habían visitado ciertas tiendas posteriormente a que le saliera un anuncio en su muro de Facebook. Así, se podría comprobar si los anuncios son efectivos, cosa que era muy difícil hasta ahora si la conversión (en este caso, si la compra) era hecha de forma offline (en una tienda física y no en una tienda online).

Ahora, Facebook quiere hacer un uso todavía más provechoso de estos datos para mostrar anuncios de los establecimientos concretos que hemos visitado de forma reciente. La publicidad mostrada, por lo tanto, es más certera, por lo que se benefician tanto los anunciantes como los usuarios.

Anuncios en función de lo qué tiendas y establecimientos visitemos

Los primeros, los anunciantes, se benefician por razones obvias: consiguen un público todavía más concreto y que ha mostrado interés en la marca, en este caso, de forma offline.

Esto, hasta ahora, no lo hemos visto en ningún otro proveedor de anuncios, pues normalmente los anuncios se muestran por afinidad de intereses pero en el ámbito online (es decir, mediante búsquedas en Google, por ejemplo).

Los segundos (los usuarios), también se benefician: observan anuncios únicamente con los que comparten mayor afinidad.

Por supuesto, hay una pega para Facebook: solamente podrán usar este nuevo tipo de anuncios en aquellos usuarios de la red social que hayan activado la ubicación. Y, efectivamente, es por ello que el portal ha puesto tanto interés todo este tiempo en que permitas que pueda conocer tu ubicación: para mostrarte anuncios locales (que se pagan a mejor precio) y para esta nueva funcionalidad.

La razón por la que Facebook cree que las campañas basadas en los lugares físicos que hemos estado tienen mejor resultado es porque, según la propia compañía, «casi dos tercios de las personas son más propensas a comprar con un minorista que recuerda en sus interacciones previas y compras a través de todos los canales». Es decir, que recuerda al establecimiento y por ello es más propenso a seguir comprando en él.

Multa por usar datos personales para mostrar publicidad

Pero tendrá que ir con cautela, porque justo hace unas semanas Facebook fue multada en España precisamente por usar los ‘Me gusta’ con fines publicitarios y sin avisar, algo que le ha costado 1,2 millones. Además, gracias a una cookie son capaces de seguir rastreándonos durante 17 meses sin haber iniciado sesión e, inclusive, habiendo borrado la cuenta.

La Agencia Española de Protección de Datos determinó, de hecho, que los datos almacenados (en muchas ocasiones datos referentes a nuestra ideología, religión, orientación sexual y gustos, entre otros) son información sensible y que se podrían llegar a usar en nuestra contra.

Facebook Comments